Cargando…

Llevamos la rebelión a las calles y bloqueamos la sede de Repsol

Desobediencia civil ante la emergencia climática

Cuando nos declaramos en rebelión y cuando nos organizamos como Rebelión contra la Extinción, asumimos la desobediencia civil y la Acción directa no violenta como vía para lograr cambios reales y radicales en las políticas.

Entroncamos de esta manera con los movimientos de desobediencia civil, entendida como una acción política radical, colectiva, organizada y pública, que busca interpelar a la sociedad ante un problema que nos afecta a todas las personas.

El 15 de abril, nos estrenamos con nuestra primera acción acción de desobediencia civil y protesta pacífica, la hicimios coincidir con el día fijado globalmente, abriendo así una cadena de acciones a nivel internacional.

El bloqueo de la sede de Repsol

Al romper el alba, comenzó la acción de bloqueo de la entrada de vehículos a la sede de Repsol, a la vez que se realizaba una performance artística en la que se representaba la sangre derramada de las especies extinguidas, así como la pérdida de biodiversidad provocada por la actividad humana. Sangre falsa derramada por el suelo, mascaras, cánticos, pancartas son algunas de las herramientas con las cuales los activistas reflejaban la tragedia que hoy se está experimentando por todo el planeta.

 

¿Por qué Repsol?

La acción tuvo como foco la sede de la empresa petrolera Repsol; la empresa española más contaminante y que se sitúa en la posición 23 del ránking de empresas que res emisiones de CO2 tuvieron a nivel internacional en 2017. Por este motivo, se trata de la empresa con mayor responsabilidad a nivel español en la contribución al cambio climático.

Desde el respeto y conscientes de la disrupción e inconveniencia de nuestras acciones para con las personas trabajadoras de la empresa, se procedió al reparto de folletos explicativos del motivo de la acción en el que se explicaban las demandas del movimiento, así como la urgencia de la situación climática de acuerdo con la evidencia científica.

La rebelión en las calles

En otros territorios, el inicio de la semana internacional de Extinction Rebellion, se llevó a las calles, para llenarlas con las tres demandas de este movimiento:

Extinction Rebellion bloquea el acceso a Repsol

 

  • Comienza la semana internacional de rebelión contra la extinción
  • Extinction Rebellion cuenta con presencia en 49 países, 33 de los cuales se manifestarán esta semana
  • Repsol es objetivo de protesta pacífica por ser la empresa española que más emisiones de carbono genera

 

 

Madrid, 15 de abril 2019 – Una semana después de declararse en rebelión ante la negligencia irresponsable del gobierno ante la emergencia climática, Extinction Rebellion Spain (@esXRebellion) lanza su primera acción de desobediencia civil y protesta pacífica, abriendo así una cadena de acciones a nivel internacional.

 

La acción pacífica involucró el bloqueo de la entrada de vehículos a la sede de Repsol, a la vez que se realizaba una performance artística en la que se representaba la sangre derramada de las especies extinguidas, así como la pérdida de biodiversidad provocada por la actividad humana. Sangre falsa derramada por el suelo, mascaras, cánticos, pancartas son algunas de las herramientas con las cuales los activistas reflejaban la tragedia que hoy se está experimentando por todo el planeta.

 

¿Por qué Repsol?

La acción de desobediencia pacífica de Madrid tuvo como foco la sede de la empresa petrolera Repsol; esta empresa se sitúa en la posición 23 del ránking de empresas que mayores emisiones de CO2 tuvieron a nivel internacional en 2017. Por este motivo, se trata de la empresa con mayor responsabilidad a nivel español en la contribución al cambio climático.

 

Desde el respeto y conscientes de la disrupción e inconveniencia de nuestras acciones para con las personas trabajadoras de la empresa, se procedió al reparto de folletos explicativos del motivo de la acción en el que se explicaban las demandas del movimiento, así como la urgencia de la situación climática de acuerdo con la evidencia científica.

Y la rebelión en las calles

En el resto de territorio nacional se llevarán a cabo distintas acciones:

En Barcelona, a las 18:30 en Plaza Catalbunya comenzó una procesión de luto hacia la plaza de San Jaume, dónde se encuentran las sedes del ayuntamiento de Barcelona y el Govern de Catalunya. El luto representa a las especies extintas y a las que están en vía de extinción.

Valencia une fuerzas con el movimiento Juventud por el Clima y juntos presentaron una performance en la Plaza del Ayuntamiento demostrando la muerte lenta a la que estamos sometiendo a nuestro planeta.

En Palma de Mallorca y Granada se hizo una lectura pública de la Declaración de Rebelión que se publicó el pasado 8 de abril y la cual ha triplicado el número de firmantes en el mismo tiempo.

En la entrada principal de Puerto Real (Cadiz) se desplegó una pancarta gigante con el logo de Extinction Rebellion y que reza, “Contra la extinción, rebelión. No hay planeta B”.

Fue un día intenso. Y esto no ha hecho más que comenzar…